Hoy vamos a hacer unas cajitas de madera infantiles muy prácticas para guardar muchas cositas, en mi caso las cadenas y chupetes de mis mellizos que vienen en camino. :)
Éstas cajas podeis encontrarlas en cualquier bazar, y para trabajarlas vamos a usar la técnica del decoupage, asique tendremos que buscar una servilleta con el dibujo que queramos transferir a la caja.
En ésta manualidad usaremos una lija, cola blanca o de carpintero, brochas, pinturas acrílicas, gel medium para la transferencia, y barniz.

Comenzamos desmontando la caja, quitándole todos los herrajes y pasando por ella una lija para quitar cualquier astilla.

Vamos a continuar dándole una capa de cola blanca para tapar todos los poros y dejarla más lisa y suave al tacto.

Una vez está bien seca la caja, la pintamos con pintura acrílica de un color claro o pastel y que se funda con los tonos de la servilleta y dejamos otra vez que seque bién. Mientras seca vamos a ir recortando los dibujos de la servilleta que queremos transferir a la caja, ademas le vamos a quitar todas las capas de papel de la servilleta dejando únicamente la capa del dibujo.
Ahora untamos la zona de la caja donde va la servilleta con una capita de gel medium, ponemos un poquito de plástico film encima y con un trapo seco y mucho cuidado le vamos dando para ir alisando y quitar las arruguitas que quedan, dejamos secar y como yo en éste caso no he recortado los dibujos sino que puse parte de la servilleta entera, pues ayudándonos de la lija y con cuidado vamos quitado el sobrante de servilleta que sobresale de la caja.

Por los lados de la caja si puse algunos balones recortados, en éste caso si lo hacemos así no habría que quitar excedente con la lija.

Ahora le damos una manita de barniz o del mismo gel medium para proteger la caja, y una vez seco montanmos los errajes a la caja, ademas les puse unos adornos en las esquinas.

Y lista para la habitación de los peques.Espero que os haya gustado, a mi si, ;P